Menu

The best bookmaker bet365

Best bookmaker bet365 Bonus

26 de Agosto 2004 – Panamá

La presidenta saliente de Panamá Mireya Moscoso indulta a cuatro anticastristas condenados, entre ellos Luis Posada Carriles.
Luis Clemente Faustino Posada Carriles (nació en Cienfuegos, Cuba, el 15 de febrero de 1928) conocido con los alias de Basilio, Comisario Basilio y Bambi, es un ex agente de la CIA de origen cubano naturalizado venezolano, declarado terrorista por los gobiernos de Venezuela y Cuba y acusado de ser autor intelectual del Atentado al vuelo 455 de Cubana de Aviación en 1976. Goza de libertad restringida en su residencia en Miami.
También fue el organizador de una serie de atentados con bombas contra hoteles de La Habana en 1997, hecho que reconoció públicamente al año siguiente en una entrevista publicada por el diario estadounidense The New York Times (julio de 1998). Fue miembro del Ejército de los Estados Unidos y funcionario policial de carrera en Venezuela, país donde personas arrestadas por él lo acusan de haber ordenado torturas y de haber asesinado personalmente a varios detenidos por razones políticas.
Fue miembro también de la llamada Operación 40, orquestada por la CIA, con el fin de realizar la frustrada invasión contrarrevolucionaria en Bahía de Cochinos, en 1961.
En 1954 se traslada a La Habana, donde establece relaciones con políticos afines al dictador Fulgencio Batista, para posteriormente convertirse en colaborador secreto de la policía. En 1957 mantiene contactos con el FBI.
Con el triunfo de la Revolución Cubana se vincula a grupos opositores que protagonizan la lucha clandestina en Cuba. Se convierte en un especialista en explosivos. En 1960 se asila en la embajada de Argentina alegando ser un «perseguido político». El 25 de febrero de 1961 se traslada con salvoconducto a Miami. Apenas arribado a los Estados Unidos se convierte en miembro de la Operación 40.
La Operación 40 estaba a destinada a facilitar las labores de invasión de contrarrevolucionarios en la Bahía de Cochinos. En ese contexto, Posada Carriles es enviado en marzo de 1961 a Guatemala, en donde entrena a los exiliados cubanos para la operación militar. El barco que lleva a los operativos de la operación no se atreve a desembarcar en Cuba tras el fracaso de Bahía Cochinos y deciden bordear toda la isla en lo que Miami se conoció irónicamente como el «Bojeo a Cuba», para recalar finalmente en Puerto Rico.
Informes señalan que Posada fue entrenado por el Ejército de los Estados Unidos en las instalaciones de Fort Benning, Georgia, en los años 1960 para efectuar acciones militares en Cuba mediante la llamada Operación Mangosta.
El FBI, en mayo de 1965, informó que Posada Carriles estaba asociado en una conjura para derrocar al gobierno de Guatemala. Un mes más tarde, un memorando desclasificado por la CIA lo ubica junto a Jorge Más Canosa en Veracruz, México, en el intento de volar un barco soviético.
Documentos desclasificados por el gobierno de los Estados Unidos, informan que Posada Carriles trabajó como agente de la CIA entre 1960 y 1976. En esos años Posada Carriles es enviado por la agencia norteamericana como «asesor de Seguridad» de los servicios secretos de Venezuela, Guatemala, El Salvador, Chile y Argentina. En octubre de 1967, la CIA traslada a Posada Carriles a Venezuela, donde se incorpora a la Dirección de los Servicios de Inteligencia y Prevención (DISIP). Bajo el seudónimo de «Comisario Basilio» enfrenta a grupos venezolanos y latinoamericanos de tendencias comunistas y socialistas.
Aprovechando la larga estadía de Fidel Castro en Chile durante 1971, durante el gobierno de Salvador Allende, diseña y organiza un frustrado atentado en su contra. Se dice que el equipo tuvo a la vista a Fidel Castro pero no se atrevió a actuar.
En junio de 1975, crea en Caracas, Venezuela, la Empresa de Investigaciones Comerciales e Industriales CA (ICICA), que utiliza como fachada para sus actividades en países de la región norte de Sudamérica y Centroamérica. Mientras tanto la CIA entra en contacto con el coronel chileno Manuel Contreras, invitándolo a Langley, tras lo cual se sientan las bases para realizar una operación de coordinación anticomunista a semejanza de la Operación Phoenix, la cual es denominada Operación Cóndor. En 1976 funda junto al terrorista Orlando Bosch el Comité de Organizaciones Revolucionarias Unidas o (CORU).
Tras ser enviado a Chile en 1976, durante la dictadura de Augusto Pinochet, sostiene reuniones con el neofascista italiano Stefano Delle Chiaie, miembro de la Operación Gladio. De esta reunión surge la coordinación de los atentados terroristas contra blancos de la izquierda chilena y de otros blancos potenciales. La Operación Gladio fue ideada después de la Segunda Guerra Mundial por la CIA y el MI6, y tenía como objetivo prepararse ante una eventual invasión soviética a Europa occidental por medio de fuerzas armadas paramilitares secretas de élite, dispuestas en diversos países. Varios países capitalistas de dicho continente poseían contingentes secretos, generalmente sin el conocimiento del Gobierno correspondiente. Muchos agentes nazis retirados fueron miembros de Gladio, que aceptaba solamente a «gente segura», es decir, militantes de extrema derecha alejados del conservadurismo moderado y de la izquierda.
Tras esta coordinación en 1976 se produce una epidemia de atentados terroristas en América Latina, entre los que se cuentan:
22 de abril: detonación de una bomba contra la embajada de Cuba en Portugal, hecho en el que pierden la vida dos diplomáticos cubanos.
1 de julio: una bomba es detonada en el Centro Cultural Costa Rica-Cuba, en Costa Rica.
9 de julio: bomba en equipajes de vuelo de Cubana de Aviación, en Jamaica.
10 de julio: bomba en la oficina de la línea aérea Cubana de Aviación, en Barbados.
11 de julio: bomba en las oficinas de la Air Panamá, en Colombia.
4 de octubre: la CORU se adjudica haber colocado una bomba contra un canal de televisión en San Juan, Puerto Rico, donde se proyectaba la película cubana La Nueva Escuela.

volver arriba

logo footer

Rodríguez Peña 356. CP : 1220. CABA. Argentina
Teléfono: 54 11 4371 6226