Menu

The best bookmaker bet365

Best bookmaker bet365 Bonus

11 de Julio 1935 – Guatemala

Ante el resultado de un plebiscito, la Asamblea Constituyente de Guatemala prolonga el mandato del presidente Jorge Ubico. 
Jorge Ubico Castañeda (Ciudad de Guatemala, 10 de noviembre de 1878 - Nueva Orleans, Estados Unidos, 14 de junio de 1946), fue presidente de Guatemala de 1931 a 1944.
Hijo de Arturo Ubico Urruela, abogado y político guatemalteco, activista del Partido Liberal de Guatemala, Jorge Ubico creció en un elevado ambiente social. Asistió a las instituciones educativas de más alto prestigio en el país y recibió educación complementaria en escuelas militares de Estados Unidos y Europa.
En 1897 Ubico fue nombrado como Jefe Político en grado de Segundo Teniente de Infantería, para Tactic, Alta Verapaz. Fue allí donde logró desarrollarse ampliamente, ascendiendo de una forma rápida a través de todos los rangos militares, hasta llegar a convertirse en General de Brigada con apenas 28 años de edad. En 1920 participó en la junta militar que instaló al General José María Reyna Orellana en la presidencia del país. Con Orellana logró alcanzar el grado de General de División en 1922, si bien un año más tarde renunció a su cargo y se desligó temporalmente de la milicia.
No duró mucho tiempo sin que Ubico regresara de nuevo a la política, ya que en 1926 fundó el Partido Libertador Progresista. Creyendo fervientemente que su misión era la de mejorar Guatemala, así como la condición de sus habitantes, envió varias propuestas de ley al Congreso, algunas de las cuales fueron aprobadas. También se opuso desde un comienzo a la administración de Orellana, por lo que obligó a este a que renunciara en 1926, colocando posteriormente a gobiernos interinos con poca relevancia política nacional.
Jorge Ubico fue electo Presidente de Guatemala el 14 de febrero de 1931 sin que compitiera contra él otro candidato. Ubico eliminó la autonomía de la Universidad Nacional, y derogó la Ley de Educación impulsada por Lázaro Chacoón. Uno de sus principales objetivos fue el de lograr una reorganización de la administración pública, para lo que nombró a varios allegados suyos, los llamados Ubiquistas, en posiciones claves del gobierno. Se caracteriza su régimen por un esfuerzo por estabilizar las finanzas del estado, reduciendo el gasto público. Es significativo su impulso a la construcción de obra pública, especialmente carreteras, en beneficio de la actividad cafetera, dominada por inmigrantes alemanes. Para la construcción de carreteras empleó trabajo forzado de indígenas, vigilados por el departamento militar de diseño y construcción de carreteras. Su administración resultó beneficiosa para los monopolios bananeros.
Sus métodos fueron siempre autoritarios. Ubico reprimió duramente a la oposición comunista o democrática. Envió al paredón de fusilamiento a los opositores internos de su partido, e impuso censura a la prensa, debiendo toda noticia ser previamente autorizada por él un día antes de su publicación. Realizó cambios al artículo 66 de la Constitución para prolongar su permanencia en el poder. Mandó publicar la llamada Ley Contra la Vagancia, conforme a la cual se debía de contar con un documento de identificación, autorizado por el patrono, que hacía constar el estatus de trabajador. De no contar con ella, el individuo podía ser obligado a realizar trabajos forzosos en dependencias estatales en beneficio de la nación.
Ubico reprimió fuertemente a la delincuencia con la denominada Ley de Fuga, por medio de la cual los acusados de delitos graves eran ejecutados extrajudicialmente por orden presidencial. También combatió la corrupción en el Estado con la creación de la contraloría General de Cuentas de la Nación y el Tribunal de Cuentas. Obligó a la asamblea legislativa a decretar una donación de 200.000 dólares de la época para su persona por sus contribuciones a la patria.
Otorgó a los señores del café y a las empresas bananeras el permiso para matar: «Estarán exentos de responsabilidad criminal los propietarios de fincas... ».
En 1944, después de más de 12 años de férrea dictadura, su gobierno empezó a denotar claros signos de debilidad. Se multiplicaron las manifestaciones de la población en su contra, exigiendo su renuncia. En el transcurso de una de estas manifestaciones resultó muerta la profesora María Chinchilla, lo que resultó ser un detonante para su renuncia, ya que la promovieron como un mártir de la Tiranía Ubiquista. El 1 de julio de 1944 aceptó formalmente renunciar a su cargo, dejando en el poder al General Federico Ponce Vaides opositor a su régimen, a quien sacó de la cárcel para colocarlo a cargo de la presidencia y partiendo hacia el exilio político ofrecido por el gobierno norteamericano.
Obras Públicas
Durante el período de gobierno del General Ubico se edificaron gran cantidad y variedad de obras públicas, algunas de las cuales son obras importantes de la arquitectura guatemalteca. Entre las más notables se pueden mencionar las siguientes: Palacio Nacional, Casa Presidencial, Palacio de Correos, Palacio de la Policía Nacional, Edificio del Congreso de la República, Edificio de la Lotería Nacional, Edificio de la Tipografía Nacional, Edificio de la Aduana Central, Algunas carreteras y caminos construidos gracias a la aplicación de castigos a los delincuentes, forzados a trabajar en las mismas.

volver arriba

logo footer

Rodríguez Peña 356. CP : 1220. CABA. Argentina
Teléfono: 54 11 4371 6226